» La resistencia ! «, “¡Estamos aquí, incluso si Macron no lo quiere! » : si bien el proyecto de ley que prevé en particular el aumento de la edad de jubilación de 62 a 64 años debe presentarse el lunes en el Consejo de Ministros, al menos 14.000 personas se vieron afectadas el sábado 21 de enero en París, según un recuento de Ocurrencia para un colectivo de medios, incluyendo El mundo. Según fuentes policiales, los manifestantes rondaban los 12.000, cuando los organizadores estimaron el número de participantes en 150.000 personas. Lejos de la «marcha contra la querida vida» el pasado mes de octubre, organizado por los mélenchonistes, que atrajo a 140.000 participantes según los instigadores, 30.000 según la policía.

La procesión llevada por los jóvenes, pero mezclando todas las generaciones, caminó entre las plazas de la Bastilla y la Nación sin incidente reseñable. Estábamos lejos de las multitudes observadas durante la jornada del jueves, que habían reunido entre uno y dos millones de manifestantes en toda Francia, según estimaciones de la policía o la CGT.

Los jóvenes temen «una disminución en el número de puestos de trabajo», explica Noémie Stickan, representante de la Federación de Escuelas Secundarias Independientes y Democráticas (FIDL). Más ampliamente, quieren «dile alto a esta medida antisocial» la relación entre la edad legal de jubilación y los 64 años. “Estamos indignados, queremos pelear, queremos decir que no seremos la generación sacrificada”afirmó Zoé Lorioux-Chevalier, miembro de Génération s, antes de la salida de la procesión.

Lea también: Artículo reservado para nuestros suscriptores Reforma de pensiones: para el Ejecutivo y los sindicatos, al día siguiente

Jean-Luc Mélenchon «maldijo» a Emmanuel Macron

La procesión partió de la Plaza de la Bastilla a las 14:15 hacia la Plaza de la Nación. Luego, la policía realizó 1.700 controles y arrestó a tres personas por portar un arma prohibida, anunció la jefatura de policía de París.

El líder de los «rebeldes», Jean-Luc Mélenchon, expresó su exasperación con Emmanuel Macron: “Maldito seas por querer convertir toda nuestra existencia en una mercancía (…), ensuciar todo, estropear todo, reducir todo, cuantificar todo”, declaró durante una arenga a la multitud de manifestantes. Según el excandidato presidencial, elevar la edad legal de jubilación de 62 a 64 años no «no trabajar una sola persona». “Será más parados, más enfermos y sobre todo menos vida”suplicó. “La clave del futuro no es producir más, descartable. Pero para producir mejor, y para hacerlo, hay que trabajar menos”argumentó además.

El nuevo portavoz del Partido Anticapitalista, Olivier Besancenot, pidió a los manifestantes que sean “activistas de la huelga general”. “Vamos a bloquear la sociedad, paralizar la economía”coreó, mientras que el proyecto de ley será presentado el lunes en el Consejo de Ministros. “Algo está pasando, hay algo parecido a movilizaciones pasadas donde estamos ganando”un asegurado Sr. Besancenot.

Para el diputado de LFI, François Ruffin, “Hay que expandir, expandir, expandir. A la juventud, a los chalecos amarillos, a las madres solteras, a los comerciantes (…) Hay que desbordar el río”.

No «ofender» a los sindicatos

Sin embargo, hacerlo mejor no se gana. El movimiento fundado por Jean-Luc Mélenchon fue más tímido en su comunicación para el organizador de este evento, prefiriendo alinearse detrás de diez organizaciones juveniles.

Boletin informativo

«Política»

Cada semana, «Le Monde» analiza para usted los temas de actualidad política

Inscribirse

“Nos dimos cuenta de que los jóvenes querían presentarse, que se sentían los primeros preocupados”, explica Juraver. Este último admite que LFI también era consciente de tener que mostrar sus credenciales a los sindicatos, «estropeado» que la fecha fue anunciada antes que la de ellos. «Tuvimos mucho cuidado, fue hace solo unos días, después del anuncio de la fecha del 19, que aumentamos la comunicación para el 21»el explica.

Lea también: Artículo reservado para nuestros suscriptores Reforma de pensiones: ganadores y perdedores, en nueve casos prácticos

Esto no impidió que el secretario general de la CGT, Philippe Martinez, afirmara en BFM-TV: “Ahora no es el momento de dividir. Ante la movilización del jueves, todos entendieron cuál es la fecha importante de la semana. »

“Nuestro papel es estar en apoyo de todas las movilizaciones”, aclaró durante una conferencia de prensa el sábado, el diputado de Val-de-Marne Louis Boyard, responsable de la juventud en LFI. Antes de enfadarse: “¿No ves que la juventud está en una enorme precariedad? Este es el único tema del que queremos hablar hoy. “No es para nada una cuestión de competencia entre movilizaciones, es de complementariedad”insistió junto a él Eléonore Schmitt, portavoz de L’Alternative.

El Jefe de Estado muestra su determinación

Primera espina en el costado, la Unión Nacional de Estudiantes de Francia (UNEF), el principal sindicato de estudiantes, no participará. Su presidenta, Imane Ouelhadj, prefiere una «frente sindical unido para organizar la lucha de la manera más amplia posible». Y, a diferencia de la marcha del 16 de octubre, la alianza de izquierda de la Nueva Unión Popular Ecológica y Social (Nupes) tampoco apoya esta iniciativa: los ecologistas, el Partido Comunista (PCF) y el Partido Socialista (PS) consideran que , en este tema, debemos dejar a los sindicatos a su suerte.

Haciendo caso omiso de la línea marcada por su gobierno para evitar golpes en la barbilla, Emmanuel Macron recordó, el jueves por la noche, desde Barcelona (en España), que la democracia significaba respetar su legitimidad electoral. Independientemente del tamaño de la disputa, “tenemos que hacer esta reforma”lanzó: “Dije las cosas claras durante la campaña [présidentielle]. »

Lee la historia: Artículo reservado para nuestros suscriptores Reforma de pensiones: 1,12 millones de manifestantes en la calle por el primer día de movilización

Incluso si algunos de sus votantes la han designado para bloquear a la extrema derecha. “Me parece que me opuse a Marine Le Pen porque los franceses me eligieron para estar en la segunda vuelta. “Eso no quiere decir que toda la gente que votó por el tuyo verdaderamente en la segunda vuelta [approuvent]. (…) Pero también hubo una primera vuelta que me puso por delante. No podemos actuar como si no hubiera habido elecciones hace unos meses.el insistió.

Este argumento del Jefe de Estado contrasta con sus anteriores declaraciones. “Sé que muchos de nuestros compatriotas votaron por mí no para apoyar las ideas que tengo, sino para bloquear las de la extrema derecha.dijo la noche de su reelección, el 24 de abril de 2022. Soy consciente de que este voto me vincula para los años venideros.. Nueve meses después, lugar en el » determinación «advirtió el Presidente de la República.

El mundo